Chiste Número #1461

Este es un cepillo de dientes que le dice a un papel higiénico:

Creo que tengo el peor trabajo del mundo.

Y el papel higiénico le contesta:

¡Dímelo a mí!