Chiste Número #3909

Era un tren tan rápido, tan rápido, tan rápido, que llegaba a su destino 10 minutos antes de salir.