Chiste Número #5128

había un señor tan pobre, tan pobre, que tenía que pintar los muebles en la pared.